Capital Veracruz
UnidadInvestigación
| | |

“No voy a levantar la huelga de hambre": Javier "N"


El ex gobernador asegura que la jueza Alma Sosa Jiménez ha sido utilizada como un instrumento político
Crédito: Cuartoscuro, ,
|
30 de Agosto 2017
|

El ex gobernador de Veracruz, Javier “N” quien permanece preso en el Reclusorio Norte, vinculado a proceso por lavado de dinero y delincuencia organizada, dijo que no va a levantar la huelga de hambre que sostiene desde hace 13 días, como protesta para que sus ex colaboradores sean liberados.

“No voy a levantar la huelga de hambre aunque el domingo mis signos vitales disminuyeron a un estado crítico”, escribió en una carta a los medios de comunicación.

Javier N se mantiene estable: Patricia Mercado

En el documento, el ex mandatario detalló que sus ex colaboradores se encuentran “privados injustamente de su libertad” y que no iba a detenerse hasta que tengan las medidas cautelares que el Nuevo Sistema de Justicia Penal contemplan, como la de enfrentar el proceso jurídico en libertad.

Además, expresó que en Veracruz  “prevalecen los intereses políticos que la propia justicia y el principio de inocencia”. Responsabiliza de su estado de salud a la jueza Alma Aleida Sosa Jiménez; quien, asegura, se ha prestado como instrumento político del actual gobernador, Miguel Ángel Yunes Linares, para realizar las acusaciones en contra de sus ex colaboradores.

Salud de Javier N estable pese a huelga de hambre

 

Con información de Reporte Índigo

Encuentra más notas sobre

Más de notas

Más populares

Por el momento sólo tiene contenido dirigido a los heterosexuales
La celebración de la Independencia se recorrío para conectar con el cumpleaños del Presidente Porfirio Díaz
Según historiadores, Porfirio Díaz decidió recorrer los festejos, pero...
Eda Sentíes A decir del secretario general de la CROC, Tomás Tejada Cruz, la implementación del programa Hoy no circu...
En las próximas horas se esperan tormentas y lluvias torrenciales en el estado
El portugués salió del partido al minuto 28 tras una agresión a Jeison Murillo.

Diminutos manjares sobre la mesa